ARI FLORES: «ESTA VEZ LA BÚSQUEDA INTERIOR ME LLENÓ DE MENSAJES»

0
1405

Ari Flores, luego de haber sido el líder de Azafata, de haberse tomado un impasse con la música, buscando encontrarse con él mismo, conectando con la naturaleza, es que edita su disco HIJO DEL FUEGO. Dentro de este disco se encuentra VETE DE FIESTA, single que cuenta con este video que está presentando para cerrar el recorrido de este hermoso disco.

FICHA TECNICA DEL VIDEO

Duración 2:26 y duración total con créditos 2:29
Filmado por Caro Butron y Ari Flores. Edición y postproducción Ari Flores.
Participan en las andanzas Romeo Butron, Milo Butron, Caro Butron y Ari Flores.
Filmado en el Valle de Punilla, más precisamente en Los Cocos y en Capilla del Monte, en el mes de Mayo del 2023

BIO 

*2004 Azafata- Apadrinados por Zeta Bosio, quien edita el primer disco “Rockbit”.

*2007 Azafata pasó a manos de EMI- Shows nacionales e internacionales. Como Ediciones en Latinoamérica, gira por México, Chile, Colombia – Rock al Parque Bogotá 2007.

*207/2009- Azafata es nominada como mejor Albúm Grupo Pop en los Premios Gardel.
*Los discos contaron con colaboraciones de Ale Sergi, Carca, Emmanuel Horvilleur, Emme (Mariela Vitale), Jonas (Plastilina Mosh), Alex Syntek. Tuvimos un segundo disco producido por el ex Molotov y Moderatto, Jay de la Cueva. El ingeniero de sonido fue Marco Moreno quien trabaja con Natalia Lafourcade entre otros artistas.

*2009/2010 Se separa Azafata. Ludovica (la baterista) empieza a tocar con Miranda, Fernando (el tecladista) se vuelca hacia la actuación, Juan (el bajista) hacía rato que ya no estaba en la banda, y Ari se aparta de la música. 

*Durante los primeros 3 años estuvo como performer-bailarín en la Fiesta Plop (Teatro Vorterix, Bs As), lo que lo ayudó a reemplazar el escenario musical por otro tipo de escenario.

*Luego del fin de las Fiestas Plop vuelve el “Ari camarero”, y esta vez por muchos años. Fueron 10 años de buscando en paralelo al trabajo, frenar el caballo y escuchando sus inquietudes profundas. “Empecé a sentir un agotamiento y un rechazo a vivir en la ciudad, las exigencias laborales, el generar plata y pagar, la falta de empatía, todo era una locura, y lo es. Es mucha la fuerza que tiene la gente para agarrar sus cosas y salir a trabajar todos los lunes, en contra de loque le gustaría a cada corazón, “yo no quiero eso, tiene que haber otra manera y la voy a encontrar”.

*Además vendió todos sus instrumentos. “Le puse todo a desanudar mi mente. Pasé por un montón de prácticas espirituales, Vipassana, No Dualidad, meditaciones orientales, Curso de Milagros, Yoga, crudiveganismo, chamanismo, conexión con las plantas. Comencé a hacer retiros a la naturaleza, permacultura, voluntariados, huerta. Conecte con gente y música mucho más empática a ese nuevo sentir: música folclórica, chamánica, nómade, reggae, etc. “

*Fruto de toda esa búsqueda -y estando fuera de sus planes- se volvió a encender el fuego musical. En semanas ya tenía un disco armado con las canciones completas. Consiguió los instrumentos necesarios. Contactó músicos para que lo ayuden con los vientos y el bajo. En saxo toca Agustín Azubel (saxofonista de Nonpalidece), y en el trombón Martino Gesualdi (Dancing Mood). El bajista es Lucas Drault y completa el ensamble de vientos el trompetista Rodrigo Vázquez.

Abrazo mi libertad, comparto mi conexión con las plantas y la búsqueda profunda que nos convoca a todos, dejo de lado viejas formas que me guiaron en un pasado. No quiero nada que me falsee, “soy yo”como dice la canción de Bomba Estéreo, y me siento bastante duende como para no tener que andar actuando.”

NOTA EXCLUSIVA CON ARI FLORES:
1. Cuándo comenzaste a sentir que la música formaba parte de tu vida?
-A los 3 años pedi que me compren un juguete «my melody» (tipo «hello kitty») pianito rosa con microfono. Mi mamá, un poco perturbada porque solo venía en rosa, me lo compró. Ese fue el primer registro que recuerdo de una acción concreta hacia la música. Después a los 8 años mi abuelo nos regaló -a mis dos hermanos y a mí- una guitarra criolla, la cual casi que me apropié, y empecé a tomar clases. Escribía rocknroles, en mi casa se escuchaba Jerry Lee Lewis y los Beatles (entre otras mil cosas) y me encantaba el desenfreno y la alegría a la que me llevaba el rocknroll. Después en la primaria participe de un primer grupo musical…en la secundaria otro… y así, era una constante. Mi familia es mas bien conservadora, y cuando se terminaba la secundaria… «hijo… que vas a estudiar? abogacía? psicología? ingeniería?» Logré negociar música… pero tenía que ser «académica», así que fueron 4 años de una licenciatura en composición musical. La carrera eran 7 años. Habiendo terminado los 4 primeros fue rotundo: «acá no puedo seguir… ya estamos viendo atonalismo, deformidades snobs, canto gregoriano y no entiendo nada» En esos años de facultad conocí a Ludovica (actual baterista de Miranda!) nos hicimos muy amigos y ella me llevo a tocar a Campana con su grupo que estaba haciendo con Chester (en ese momento, guitarrista de Boom Boom Kid) y en el bajo estaba Juan Florido (quien también iba a ser parte de Azafata). Me sume ahí. Viajaba todos los findes a Campana. Magia… hermoso. La banda se llamaba B.A.Queens (esta el disco subido a Youtube!!!!) muy glam punk. Después de esos años campanenses. con Ludo, Juan y Fernando (en teclados) surgió Azafata. Mi proyecto más «resonado»
2. Tenías claro el objetivo cuando comienza Azafata?
-Siiiii!!! el objetivo era que queríamos ser famosos :D!!! Si bien en el país fueron los años dorados del rock stone, estaba cocinandose en otros fuegos una movida «pop». Babasonicos saca «Jessico» y saltan a la masividad total. En las señales de cable aparece un canal remoderno de anime que se llamaba «Locomotion». Por medio de ese canal escuchamos hablar por primera vez de «Miranda», de «Los latigos»… algo estaba pasando… «Leo García», «Turf», «Juana la Loca», un Cerati solista consolidandose cada vez más… A nosotros nos encantaba esa búsqueda, se conjugaban ciertos rasgos de música anglo, de picardía, con una bajada muy propia, sintetizadores, sonidos retro. Hay quienes citaban constantemente a Virus, como linaje directo (pero yo no escuchaba virus) Sin embargo entendía el código perfectamente. Juan (bajista) me introdujo a The Smiths, Bowie. Yo ya venía muy fascinado por la cultura queer y su impronta de libertad. Mis películas favoritas en ese entonces eran «Hedwig and the Angry Inch» y «The Rocky Horror Picture Show» … imaginate. El objetivo era claro… ibamos a irrumpir en esa escena con toda la fuerza que pudieramos… teníamos una raíz glam punk, y la mezclamos con toda esa salsa pop que se estaba cocinando. Queríamos viajar, girar, hacer videoclips, discos, conocera a nuestros ídolos, no tener un «trabajo formal»… QUERÍAMOS -y  necesitábamos- SER FAMOSOS
3. Que cosas registrás como positivas y cuáles hubieras cambiado de la banda?

Como positivas: todos muy talentosos y entendíamos el código planteado… Ludo se toca todo, Juan le aportaba la «onda», la estética, y tiene una facilidad muy astuta de crear cosas hiteras, Fernando era medio como el «Harrison «tal vez un poco «tapado» por el resto, pero era el alquimista que aglutinaba todo por detrás -y un tremendo compositor!!! y a mí se me daba muy bien coordinar ese circo y componer. Proponíamos diversión, liberación, y estaban los matices rockeros y misteriosos propios del glam.

Como cosas negativas: no supimos afianzar las raíces. En 2007, viajando a los premios MTV en México, nos tocó compartir un avión casi vacío con los Babasónicos. Estábamos literal y emocionalmente en el cielo. Nos estuvo charlando y aconsejando Dieguito Uma: «en su segundo disco, sigan en la misma senda. Rock!. intensifiquen eso, pero no se desvíen!» Pues… hicimos exactamente lo contrario… nuestro segundo disco Sexy, venía super influenciado por el R&B y el hip hop -Outkast, Black Eyed Peas, Usher, Wisin y Yandel- hicimos un volantazo estético que confundió al público. Y en la estética nos re zarpamos con lo sexual, estaba la impronta «hot» que nos venía de todos esos géneros urbanos, y la quisimos llevar al 200%… nos salió el tiro por la culata… las radios de adolescentes que nos iban a pasar no nos querían pasar porque eran letras resubidas de tono. Super innecesario todo. EMI se encontró con bajas ventas, nos baja el pulgar. El público no acompañó. Y lo demás fue un derrumbe. A nuestro favor, puedo decir que hay quien nos dijo que el disco se adelantó a su época… y tiene sus evidencias… Juan vino mucho con los sonidos novedosos de la música urbana y a mi me partió la cabeza… como si me hubieran dado un juguete nuevo. Y si algo tiene Juan, como contaba anteriormente, que es un gran «cool hunter» y la vio venir… era cuestión de tiempo que esos sonidos copen las radios.

Otras cosas negativas no menores fueron que como coraza, manteníamos un porte de rockstar, necesitábamos sentirnos más Babasónicos que Babasónicos, en parte porque nos gustaba, pero en parte porque así entendíamos que tenía que ser.  Mística, Bowie, mirar de arriba o con cierta distancia… no siempre era así, hay gente que nos recuerda con mucha calidez y empatía, pero si volviera a vivir esos años, tendría una actitud mucho menos distante, y con más ganas de conectar y tejer redes, amistades, etc…. Teníamos re pocos amigos!

Y la otra perlita negativa fue que yo en esa búsqueda de género urbano, empecé a hablar con un poco conocido Rafael Arcaute. Le hice llegar las demos de Sexy. Pegamos onda. Y quizo hacer el disco… Era mi elección perfecta. El estaba arriba del proyecto y EMI dijo: «quien??… quien lo conoce? … no… » le bajaron el pulgar y lo terminamos haciendo con Jay de la Cueva (otro groso… ex fundador de Molotov, Moderatto. talentosísimo y famosísimo en México… hasta nos consiguió que colabore en el disco Jonas de Plastilina Mosh) Fue hermosa toda la experiencia con Jay, pero si nos basamos en la dirección artística que proponíamos, Rafael era el Messi para manejar ese disco. Es probable que no sepan quien es Rafael Arcaute, pero te invito a que lo goggles y te caes de culo..

4. Actualmente cuál es tu búsqueda? 

-Actualmente algo maduró en esta fruta. No imaginé volver a hacer música, pero algo encendió el fuego de nuevo. Sospecho que las prácticas chamánicas y las búsquedas espirituales algo desbloquearon. Lo cierto es que volvió a aparecer el deseo de compartir música, de fascinarme yo mismo por mis creaciones y querer mostrarlas. Venía tocando en la intimidad, con mi pareja, largas noches encuarentenados, en medio de rituales espirituales salían melodías amazónicas, cantábamos «música medicina». y de repente me venían melodías nuevas y estimulantes… empecé a grabar… se me ocurrió revisar viejas demos cajoneadas por años… todo se estaba alineando y yo ya tenía el deseo que me salía por los ojos… me tuve que comprar instrumentos otra vez (había vendido todo hacía muchos años) y empecé a darle forma a «Hijo del Fuego». Fue muy rápido como aterrizó todo, y a diferencia de Azafata, esta vez sí tenía cosas muy personales para decir, la búsqueda interior me llenó de mensajes, de «bajadas» que quería recordarme, y compartir con quien resuene.

A nivel musical, me reconcilié con sonidos de todas mis épocas… aparecieron rasgos latinos, aborígenes, pero también hay mucho rock, punk y esa ingeniería pop que la tengo en mi Adn. Todo esto siento que no lo busqué pero fue una hermosa sorpresa, como si viniera un viejo amigo olvidado a tocarte la puerta.

Me sentí super cómodo dejando que las músicas nuevas se expresen. Con naturalidad, libertad, sin defensas, sin incomodidades. La estética también fue pura naturalidad. Incluso mucha de la ropa usada es encontrada en la calle. No pensé que me gustaban los pantalones de «Aladdin» hasta que encontré unos y me sentí muy cómodo. Increíblemente sigue estando esa cuota transgresora y un poco «diva» que tenía Azafata con sus looks, pero se resignificó sola. Partiendo de que quiero estar cómodo, y me imagino compartiendo un mate, un fogón con German Daffunchio, Manu Chao o Raly Barrionuevo. Relax y libertad.

Mi búsqueda hoy es una. Porque lo que canto en mi música es como quiero vivir, como me quiero vestir, es la receta de mi propia libertad que quiero compartir a ver si a alguien le sirve el ingrediente en su propia salsa. Y mi norte es la libertad, la vida alternativa a un sistema perverso, celebro a quienes intentan gambetear lo establecido y esclavista. En estos años, viaje, hice voluntariados en huertas orgánicas, paredes de barro, conocí gente y proyectos maravillosos, aprendí mucho de las plantas y sus bondades. Quiero una vida libre, de duende, compartida con gente hermosa, en contacto con la naturaleza, y sentirme contenido en una red de amor. Nos acabamos de comprar un kombi Volkswagen viejísima y hermosísima para viajar, seguir conociendo proyectos hermosos, llevar mi guitarra y entrelazarme con músicas de aquí y allá. El mundo también es un lugar hermoso, y por más que tire para abajo la interferencia de las radios que nos suenan en la cabeza, la propuesta es disfrutar, divertirnos, que no mueran nuestros niños interiores y cuando nos toque irnos de acá, que sea bailando, hasta el último momento.

5. Venís con material nuevo. Como lo definís y cómo seguirá tu historia musical? 

-El material nuevo es mi primer disco solista «HIJO DEL FUEGO». Ahí está mi versión actualizada. Ahí están los rastros de mis búsquedas espirituales, de mis búsquedas hacia la naturaleza, de sonidos chamánicos, de una estética pop rock que recuerda claramente a Azafata. Intenté que salga fácil, lúdico, emocionante, vibrante.

De a poquito fuimos haciendo videoclips… registrando nuestros viajes (están todos en mi canal de Youtube). Eso es parte fundamental también. Mi «arte» acompaña el estilo de vida y la forma de ver el mundo. Si viajamos pues vamos a hacer música viajera.

Como sigue esto? Viajando en Kombi, llevando la guitarra, filmando, componiendo, voluntariando con las manos en la tierra, encontrando a seres hermosos regados por todas partes, permitiendo otros ritmos, escuchando un arroyo por la mañana y el canto de los pájaros. No voy a dejar de mover las redes y de subir contenido, la «batiseñal» la tiro, y que aparezca la tribu. Lo que sea que se arme, estaremos ahí honrándolo.

Ya hay nueva música aguardando… ya hay un segundo disco esperando… pero todo a su tiempo.

Gracias enormes Ari!! Ricardo Debeljuh.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí
Captcha verification failed!
La puntuación de usuario de captcha falló. ¡por favor contáctenos!