edelmiro-molinari-001
A modo de simple ubicación en el mapa musical argentino se puede decir:

El primer grupo de Edelmiro Molinari fue Los Sbirros. Luego formó parte de Almendra, junto a Luis Alberto Spinetta, Emilio del Guercio y Rodolfo García, grupo en el que Molinari tocaba la primera guitarra y ocasionalmente cantaba a partir del segundo álbum de la banda. Posteriormente formó Color Humano, con David Lebón (al principio), Oscar Moro y Rinaldo Rafanelli en una línea de Power Trío con el sonido de su guitarra emulando a Jimi Hendrix.

 

[wc_row][wc_column size=»one-half» position=»first»]El primer álbum de Color Humano iba a estrenarse en 1972, en el estadio Luna Park, en un festival junto a la Pesada del Rock and Roll y otras bandas, pero por incidentes ocurridos antes del comienzo (el público rompió todas las butacas) el mismo se suspendió antes de empezar.

En 1979 se produjo el reencuentro de Almendra, para el que organizaron dos recitales en el Estadio Obras y una gira nacional. Hubo un segundo regreso a fines de 1980, del cual surgió, El valle interior, trabajo que presentaron luego en Obras.

En la segunda mitad de los años setenta Edelmiro Molinari se radicó en en Estados Unidos junto a la cantante argentina y entonces esposa suya “Gabriela” Parodi. Paralelamente produjo artísticamente a muchos grupos.

En 1982 colaboró con Ricardo Soulé, en una obra conceptual llamada Romances de Gesta, grabado en Estados Unidos.

[/wc_column][wc_column size=»one-half» position=»last»]

[/wc_column][/wc_row]

Este disco, inspirado en la leyenda del Cid Campeador, salió al mercado como un álbum solista de Soulé.

Molinari compuso dos canciones para dicho álbum: El Valle del Espejo, Vuelo 144 y co-escribió No Tengo Destino junto a Soulé.

Su primer disco solista lo editó en 1983, junto a su banda soporte La Galletita (con Skay Beilinson).

En 1995 Color Humano volvió a reunirse en el escenario del Roxy. El show fue grabado y editado como un disco en vivo. En el año 1996, tocó con Conejo Jolivet y Eduardo Rogatti, en unas actuaciones denominadas, Noches de Guitarras Eléctricas. Después de vivir más de 25 años en el exterior regresó a Argentina y en el 2004 presentó su trío, integrado por el bajista uruguayo Daniel Maza Correa y el baterista Sebastián Peyceré.

En el año 2005 lanzó Expreso de agua santa, un disco completamente independiente, que combina versiones de clásicos como Mestizo y Cosas rústicas con notables temas nuevos.

Desde 2006 a 2009 Edelmiro residió en Buenos Aires dedicándose de lleno a los ensayos para la esperada reunión de Color Humano, junto a Rinaldo Rafanelli y Sebastián Peyceré, que se llevó a cabo a fines de 2008, con dos shows el 30 de noviembre y 5 de diciembre en Buenos Aires

Desde marzo de 2009 Edelmiro Molinari reside en la localidad de Carpintería (San Luis), desde donde sigue tocando en trío con los músicos locales Guillermo Pissaco en bajo y Luis Ocampo en batería.

Entre los años 2010 y 2011 Molinari grabó el disco «Contacto» con Sebastián Peyceré en batería y Luis Ocampo en bombo leguero y cajón peruano, Edelmiro en este disco, además de grabar las guitarras eléctricas y voz también estuvo a cargo de las líneas de bajo. Participaron como invitados: Gabriel Conejo Jolivet (solo de guitarra eléctrica y rítmicas en «No Pibe«), Chizzo Napoli, Skay Beillinson, Claudia Ramollino y Uki Tolosa,

edelmiro-molinari-022Contacto 2012 fue presentado el 6 de octubre en el Teatro Colonial de Avellaneda. Los músicos que acompañaron a Molinari en este concierto fueron Bernardo Baraj (saxo) Daniel Maza (bajo) Conejo Jolivet (guitarra eléctrica & slide) Luis Ocampo (cajón peruano y bombo leguero) Sebastián Peyceré (batería) y Uki Tolosa (coros).        

   «Si comenzamos a analizar lo que es Edelmiro para nuestra música, obtendremos una respuesta clara y contundente: uno de los mejores guitarristas, vocalista y compositor, de una época plena de creatividad y rebeldía. Han pasado años y es uno de los más respetados dentro del rock.

Pero además, un tipo sensible y observador, identificado con el ser humano como pocos. Intengro, perseverante y de sencillez ejemplar.

Por eso, luego de una charla súper amena y distendida, algunos pasajes se plasman en lo que sigue.» RD

 


«En algún lugar de FLORES, nos reunimos con Edelmiro, Myriam Dzieman, Fotografía y Video y quien escribe, para charlar y pasar un rato entre rockeros comunicados por el arte de un máximo exponedor del rock de alto nivel. Allí entre guitarras y computadoras se hizo un espacio que dio lugar al encuentro con una hombre de alma amigable y mirada simple. Varios temas se tocaron, que han quedado plasmados tanto en la escritura como en los videos. Llegó la hora de compartirlos». R. Debeljuh


 

edelmiro-molinari-018E.M.: Mirá la construcción de esta guitarra! El peso y la madera, por eso suena bien. Tiene esto que ver con el tiempo que dura una nota en suspenso, cuando vos la tocás, como vibra mucho la cuerda necesitás una madera muy dura. Ahora en cambio hacen guitarras con aglomerado que tiene goma, toda la contrapartida de las violas que se hacían antes. Entonces te encontrás que las de ahora no suenan …

R.D. : Me acuerdo cuando era pibe y trataba de tocar una tema , en aquel tiempo tenía una Tórax…

E.M.: Tórax, sabés quien hacía esas guitarras? El que rechazó ser el bajista de Almendra: Guido Meda. El tocaba con Luis Alberto y con Rodolfo. Pero se enojó porque ellos tenían un conjunto que se llama Los Larkings. Con Luis decidimos hacer Almendra, teníamos unos 15 años, y cuando nos conocimos hubo esa onda de enamoramiento y pensamos en hacer una banda que mate, con su música. A mí me encantaba como tocaba Rodolfo García la batería, con un tempo y un punch increíble. El batero iba a ser Rodolfo, que ya venía tocando con Luis, y el bajista iba a ser Guido. Pero Guido era como el que dirigía Los Larkings, y cuando le dijeron que ya habían hablado conmigo para formar Almendra, se enojó y les dijo que no porque no le habían dicho primero a él.

R.D.:Que patinada!!

E.M.: Sí, porque era buen bajista y un músico talentoso, pero fue una decisión de él. Después se dedicó a hacer las guitarras Tórax.

Invalid Displayed Gallery

R.D.:Mirando aquellos primeros años de rock argentino, lo de ustedes fue excepcional. Ya que de Almendra surgió Color Humano, Aquelarre, Pescado Rabioso…. De una pata fundacional, se transformaron en mesas de rock…

E.M.:Eso fue lo que dijimos cuando decidimos tomar caminos diferentes. Cada uno buscaba expresarse a su manera y nunca nos peleamos, solo eso. No nos separamos nos multiplicamos! De hecho ahí salió Aquelarre con Emilio Del Guercio y Rodolfo García, Pescado Rabioso con Luis, y yo formé Color Humano. Me gustaba ese nombre porque sigue siendo hasta el día de hoy muy abierto para expresar mis experiencias en la vida y en la música. Y fue gracioso que nunca salíamos en ningún lado nosotros, sin embargo cuando dejamos de tocar como Almendra, en las revistas nos hicieron famosos anunciando la separación del grupo. Nos prestaron atención cuando dejamos de tocar juntos! Las ridiculeces del comercio.

R.D.: Al comienzo ir a ver a Color Humano, era levantarse temprano para escucharlos un domingo a la mañana..

E.M.: Te cuento que es lo que pasó. Se decían conciertos o recitales los que dábamos, porque no eran shows. Estos “chous” como les llamábamos, se hacían en bailes, en lugares nocturnos donde se hacían actuaciones de 45 minutos donde nadie entendía nada de ¿qué hacíamos nosotros allí? Tocando a “Estos hombres tristes” donde la gente iba a bailar como si fuera bailanta, quedaba medio gracioso. Pero la primera vez que viajamos a Sta. Fe nos llevaron a hacer un show en un lugar, y nosotros empezamos a cantar: “el hielo cubre la ciudad, el cielo ya no existe aquí, un congelado amanecer..” No llegamos a “amanecer” que nos volaban unos pedazos de hielo, rompían las sillas y nos tiraban las patas. Cuando vimos eso salimos del lugar urgentemente, o sea, los shows no eran el medio donde teníamos que estar. Nosotros teníamos que hacer recitales, ahora que pasaba? los hacíamos a la noche, y a los chicos que nos seguían no los dejaban salir en esa época. Era totalmente distinto a ahora, pasaron 40 años y era así aunque suene increíble. Entonces entre los músicos se generó un consenso para comenzar a hacer recitales los domingos por la mañana. Porque a esa hora los pibes podían venir, te hablo de chicos de 15 años, y muchos pensaron: estos están más locos! porque no va a venir nadie. Se hicieron en el Teatro Coliseo y en el Opera, a las 11 de la mañana. Entonces los padres ya no le podían decir que llegaban de madrugada, porque se decía que terminaban a la una y cada uno se iba a su casa. Se empezaron a hacer así y fue lleno total! Se había resuelto el tema ya que ahí tenían los chicos su espacio de libertad para escuchar la música de los grupos que les gustaban. Pero los tiempos cambian! Imaginate ahora un recital a las 11 de la mañana: no viene nadie.

R.D.: Pero gracias a esa movida pudieron tocar y los chicos ir a verlos sorteando el tema de la noche.

E.M.:Si y se estableció un contacto entre los músicos y una generación que se sumaba a nuestra propuesta. Fue un momento muy importante porque el contacto se establece sin la prensa – que no nos daba bola – y sin nadie que nos “fabricara” al contrario las teníamos todas en contra. Después con las décadas todo fue muy diferente. Se volvió más material todo y se perdió la esencia de la época que fue: la canción. No importaba ni que equipo tenías, ni el look, lo que importaba es que vos tocabas y no había diez tipos de rock, todo era lo que se llamó música progresiva.

 

[wc_row][wc_column size=»one-half» position=»first»]

También Edelmiro nos habla de la filosofía de guerreros del oriente, para aprender y pensar.

Seguí a Edelmiro en su FACEBOOK oficial: https://es-la.facebook.com/EdelmiroMolinarioficial

[/wc_column][wc_column size=»one-half» position=»last»]

[/wc_column][/wc_row]

 

 


 

Producción Ricardo Debeljuh y Myriam Dzieman

Para charlas sobre rock comunicate a info@super-arte.net –  Muchas gracias.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here