LI1
CRISTINA OLLER- Hoy vamos a charlar con Horacio Liñan, sobre todo lo que hace, todo lo que hizo. Arrancó con la música, Ahora es director del Centro Cultural “Artenpie” (Vicente López 93) y un montón de inquietudes artísticas y culturales. Contanos sobre “Cantoarena”.
HORACIO LIÑAN.- “Cantoarena” es un homenaje a la creación
artística que hizo Silvio Rodríguez. Un homenaje a todo lo que muere y renace. Silvio es la última camada de grandes. La anterior fue la de Violeta Parra, Atahualpa Yupanqui. Serrat y Chico Huarque son personajes intermedios. Estos son los grandes autores que siempre están de moda.

RICARDO DEBELJUH.- ¿Y otros nacionales?
H.L.- Homero Manzi y Manuel J. Castilla. Escriben desde el mismo lugar. Con la misma mirada humana y profunda. Siempre conmovidos por el dolor ajeno. Luego Jaime Dávalos, Tuñon. También Yupanqui que no fue un gran guitarrista, pero fue un gran guitarrero; escribía muy bien, pero no era un buen poeta; cantaba, pero no lo hacía muy bien. Y, sin embargo, su propuesta potente y única ha trascendido y ha influido por ejemplo en Serrat e incluso Silvio Rodrigo tiene un trabajo que es una carta del año 92 dirigida a Yupanqui. Cómo puede ser que alguien que no era el mejor en cada uno de estos rubros sí lo era en el todo. Es notable. Después encontramos a Vandermole, todo el grupo de la trova rosarina. ARTEMPIER:D:- ¿Cómo fueron tus comienzos en la parte artística?
H.L.- El primer grupo que integré durante bastante tiempo, muy importante para mí, fue el Grupo Limay, con Roberto Barbagallo, Daniel Crubellati y yo. Eran los años ‘ 70. Tenía entre 19 y 20 años y estábamos, además de vivir una etapa de fundamental en lo personal, estábamos viviendo una etapa de país que nos marcó a todos; con la polenta de esos años, que se intenta recuperar hoy día. Luego canté solo un tiempo.

En los 80 se le hizo un homenaje a Manuel J. Castilla en la Sociedad. Italiana. Vino Tejada Gómez. Claudio Pérez y Alicia Silva Rey hicieron parte del guión; Julio Lacarra y yo cantábamos; Héctor Álvarez y Marga Iturburu recitaban. Y ya portábamos la idea del retorno a los movimientos culturales.

HORACIO LIÑANLuego me incorporé a un octeto vocal en Capital bajo la dirección de Jorge Bidón Chanal – que fue coordinador del Teatro San Martín, director de directores de coros – con el que estudié un tiempo y con el que sigo cantando a veces. El grupo se llamó “Lo qué vendrá”. Por algunas diferencias se produjo una crisis y se formó un quinteto al que me incorporo. Jorge era el fundador del grupo Folkcuatro, que fue uno de los primeros de estas características en el país junto con “El Trébol”, “Grupo Vocal Argentino”, “Zupay”; le llamo “Folkcanto”. Yo era el asistente de dirección; cuando no estaba el director lo suplía yo y ya fui internándome en el tema de los coros. A partir del 84, 85 volví a cantar solo nuevamente. A veces acompañado por algunos músicos. Esta fue mi trayectoria personal en el canto.
Vez pasada me llamaron y actué en el Teatro San Martín. Algo que no tuvo la difusión necesaria. Lo organizó la embajada de Ecuador y tan sólo hubo dos números argentinos. Salvo el de México, el de Chile, el de Paraguay y nosotros los argentinos, eran todos de raza negra. Se había inundado un museo, durante el terrible drama que se vivió en Santa Fe, que tenía una gran cantidad de material sobre los orígenes en nuestro País y en Latinoamérica de la raza negra y su aporte a la música. Incluso había gente de esa raza a cargo de ese museo, entonces el acto se realizó para juntar fondos y reconstruirlo. Además, les mandaron objetos de todos lados. Los argentinos somos un pueblo muy particular. Aflora la cosa de la solidaridad asombrosamente. Llegaron libros sobre ese tema específico y todo tipo de objetos. Yo canté con un poeta, Armando Magdalena, joven y muy buen poeta con quien estamos por hacer un espectáculo juntos. Lo hago porque me invitan. No estoy buscándolo, aún necesito reconstituir mi espacio en todo eso.
C.O.- Sin embargo sentimos que tu espacio es amplio y lleno de cosas, de creación y que sos un militante de la cultura activo y consecuente. Gracias Horacio por visitarnos y por lo que das.

H. L.- Gracias a ustedes por creerlo así.
Reportaje Cristina Oller y Ricardo Debeljuh
Compaginación y desgrabación Chalo Agnelli

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here